Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR la política de cookies

Cambiar idioma

Ir al contenido principal de la página

Ante las inmensas posibilidades que ofrecen las TIC, todavía hay un 10% de autónomos que no usa ordenador

Ante las inmensas posibilidades que ofrecen las TIC, todavía hay un 10% de autónomos que no usa ordenador
10 jun

Ante las inmensas posibilidades que ofrecen las TIC, todavía hay un 10% de autónomos que no usa ordenador

Un entorno que ha revolucionado la comunicación, la actividad económica, y permitido al freelance ser más productivo y competitivo, en unos tiempos que obligan a serlo

Todavía existen trabajadores autónomos, algo más del 10% que no tienen ni ordenador para trasmitir agilidad a la gestión de su negocio y ganar en competitividad, cuentan a Activa Mutua, fuentes de una asociación de trabajadores autónomos y del Observatorio Nacional de Tecnología y Sociedad.

Las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) han revolucionado la manera de trasmitir e interactuar en el mundo de los negocios, ya que ha introducido valores incalculables como la automatización de tareas y procesos o un control mucho más efectivo de la economía y las finanzas de la microempresa que, a la postre, se ha materializado en la excelencia de la gestión y el desarrollo de la actividad económica.

Por lo tanto, el trabajador autónomo, además de contar necesariamente con un buen ordenador que soporte múltiples soluciones adaptadas al tipo de actividad que realiza, debe de disponer precisamente de estas mismas: sistemas, herramientas, comercio electrónico…

Desde la perspectiva fiscal, no se olvide que el autónomo puede deducirse la cuota del IVA de precio del ordenador si este va a ser empleado por entero en su negocio, obtendrá beneficios con el mismo, figurará en la contabilidad o registros oficiales de la actividad económica que está obligado a llevar y si el precio de la computadora ha superado los 300 euros. Sólo así, podrá deducir este gasto como bien de inversión. Los equipos informáticos se pueden amortizar como máximo un 26% anual, durante no más de 10 años. Y ojo, si no se adquiere el 1 de enero, no podrá amortizarse el importe anual completo, sino la parte proporcional. Por su puesto, esta inversión tiene que incorporarse en el libro de registro de bienes de inversión.

Marketing digital

Otras fuentes de la Cámara de Comercio de España indican que, para el caso concreto de estas corporaciones, rige una serie de programas como “TIC Cámaras” que facilitan bastante la tarea a los autónomos a la hora de impulsar una página web, una tienda online, el empleo del marketing digital…

Ayudas que pueden alcanzar el 85% del gasto en formación y dotación, en según qué comunidades autónomas. Es un programa financiado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder).

Desde aquí, puede accederse a toda una amplia amalgama de soluciones trasmisoras de competitividad como el comercio electrónico (web, tienda online, pasarela de pagos, facturación electrónica, firma digital…), el marketing digital (posicionamiento web, email marketing, social media, APP…).

O herramientas de productividad en la nube como:

  • ERP o sistema de planificación de recursos empresariales. Unifica y organiza todas las áreas, permite la trazabilidad de todos los procesos o planificación y optimización de los recursos.
  • CRM o gestión de la administración de las relaciones con el cliente, basada en el encauzamiento de la interacción de una empresa con sus clientes potenciales, puesto que se facilita la comunicación, el funcionamiento y la automatización.
  • TPV o terminal de punto de venta que permite el cobro con tarjeta de crédito o la impresión del recibo o factura.
  • IoT o “internet de las cosas”, posibilita la agrupación e interconexión de dispositivos mediante una red. Aquí, todos ellos son visibles, interaccionan, son capaces de recopilar datos e información y trasmitirlo a otros dispositivos para la optimización de todos.
  • Big Data incardina el gran volumen de datos que se mueven, aunque sea en una microempresa. Agiliza la toma de decisiones, la asunción de movimientos estratégicos o proporciona respuestas a diversas situaciones y momentos del negocio. A la postre, reduce costes y acelera la toma de decisiones.
  • La realidad virtual va paulatinamente introduciéndose en todas aquellas estrategias de promoción y difusión de contenidos de la empresa ya sea con videos 360°, fotos 360°, foros, blogs, redes sociales… Incluso están apareciendo nuevos nichos de negocio con experiencias únicas en realidad virtual. O marketing y ventas, mediante experiencias virtuales (como está realizando, sobre todo, el sector inmobiliario). Recibir e impartir formación, entre muchas utilidades.

En resumidas cuentas, toda una amalgama de herramientas que se traducen con inmediatez, en la productividad y eficiencia en la gestión de los procesos, así como en la mejora del posicionamiento de la marca. Que acaban reflejándose en beneficios económicos con ahorro de gastos y tiempo, reducción de cargas y aumento de ingresos. Una mayor capacidad innovadora que eleva sustancialmente el prestigio y la credibilidad del negocio.